jueves, 8 de septiembre de 2016

Homeschooling y activismo. ¿Qué podemos hacer?



A veces pierdo la paciencia y me enfado. Me frustro porque veo todo lo que podríamos hacer y no hacemos. Veo las consecuencias de nuestra inactividad y mi yo-activista (que, lo reconozco, tiene mucho peso en mi personalidad) quiere ponerse a gritar y se niega a resignarse.

¿Por qué todo esto?

Veamos.

En España el homeschooling vive una situación muy peculiar. No está reconocido por la ley y eso hace que muchas familias se sientan inseguras a la hora de elegir este tipo de educación. Nadie puede garantizarte qué podría pasarte si no llevas a tus hijos a la escuela. Y eso da miedo; lo comprendo. Pero al no estar reconocido, tampoco hay ningún requisito que debamos cumplir obligatoriamente ni se nos somete a ningún tipo de control. Y eso nos da libertad. Libertad para educar como nosotros queramos. Porque, diga lo que diga la ley, lo cierto es que no suele haber una persecución activa por parte de la administración. 

Esta compleja situación hace que las familias que educan en casa se posicione a favor de la plena legalización (para evitar la inseguridad y el miedo) o bien en contra de la legalización (para conservar la libertad y no someterse a controles).

Considero que no conviene en absoluto que esa -hipotética- legalización llegue sin que antes haya una aceptación social del homeschooling. Y la aceptación social requiere de un conocimiento previo: no se puede apoyar lo que no se conoce. Y difícilmente se puede conocer lo que está escondido. Y si, después de todo, la legalización nunca llega, tampoco nos conviene que no se nos conozca, que se nos tema, que se crean todo tipo de cosas extrañas sobre nosotros.

Por eso pienso que es importante que nos dejemos ver, que demos a conocer esta forma de educar (y de vivir). Cada uno desde donde esté y según sus posibilidades.


ACTUALIZACIÓN A 10/01/2017

COLABORACIÓN CON MEDIOS DE COMUNICACIÓN


Estoy creando una base de datos de familias que educan en casa en España y que estén dispuestas a colaborar con medios de comunicación. Si consideras que es importante dar a conocer esta realidad y quieres participar, envíame un email a prensa@lauramascaro.com con tus datos indicando:
- dónde vives
- cuántos hijos tienes y de qué edades
- si alguna vez han estado escolarizados
- cuál es tu motivo principal para no escolarizarlos
- qué tipo de homeschooling haces
- si, en caso de colaborar con medios de comunicación, tienes alguna preferencia como, por ejemplo, si los periodistas podrían desplazarse hasta tu casa o prefieres que no; si tus hijos podrían colaborar o no; si puedes colaborar pero de forma anónima sin que se publique tu nombre ni tu cara, etc.