domingo, 23 de julio de 2017

Bullying



Cuando creé el taller de La Desescolarización Interior lo hice pensando en las familias que querían educar en casa (o que estaban empezando a hacerlo) y que necesitaban un poco de apoyo, sentirse menos solas y que alguien les acompañara en el proceso de adoptar una nueva mentalidad acorde a la filosofía de vida del homeschooling.

Ya en la primera edición se inscribieron dos profesores, una mujer sin hijos y tres madres de hijos escolarizados que me dijeron: "mis hijos van a seguir escolarizados, pero quiero aprender a ver la educación como tú la ves".

No supe si tenía algo que ofrecerles, la verdad. Les invité a quedarse y también les dije que, si en algún momento veían que el taller no les aportaba nada, podían darse de baja y yo les devolvería el dinero. 

Se quedaron y, para mi sorpresa, fueron quienes más aprovecharon el taller.

Desde entonces estoy trabajando cada vez menos con homeschoolers y más con padres que escolarizan. Uno de los problemas más frecuentes con los que se encuentran y al que nadie da solución es el del acoso escolar. Tras un curso de trabajar intensamente este conflicto con ellos, me han animado a compartir mi visión del tema: